Descargar

Imprimir

Indice
Lo raro del caso es que al día siguiente que regresó la muy cándida al Centro Mardem, para averiguar el resultado de la visita, la médium se la quedó viendo y le espetó de entrada el siguiente zipizape. “Váyase a su casa y no vuelva, su padre morirá de esa enfermedad y nuestro guía espiritual el Dr. Mardem ha dicho que no regresará a verlo por su culpa...” ¿Cómo se habría enterado ella del chasco ocurrido al espíritu?  Misterios del más allá.


Descargar

Imprimir

Indice