Descargar

Imprimir

Indice
En cuanto a Muñequito, dicen que salió en una sola carrera hasta donde su tía y que allí pidió posada por algunas semanas, terminando por enrolarse en un batallón especial del Ejército, donde le quitaron lo afeminado a punta de patadas, como es costumbre inmemorial en los cuarteles de todo el mundo.


Descargar

Imprimir

Indice